Indicaciones del cribado vagino-rectal de EGB

A. A toda gestante entre semana 35-37, preferentemente en semana 36, incluso a aquellas gestantes con cesáreas programadas.

B. Puesto que la colonización por EGB es intermitente, los cultivos realizados 5 semanas o más antes del parto, no predicen de manera adecuada la colonización por EGB en el parto. Por lo tanto, se deben repetir las pruebas si ha transcurrido más de este tiempo y el parto aún o ha tenido lugar. Si el parto no ha tenido lugar en las 4 semanas posteriores a la obtención de la muestra, informaremos de la importancia de acudir a tomar una nueva muestra pasado éste tiempo.

C. Si existe un hijo anterior con infección neonatal por EGB o éste se ha detectado en orina, no es necesario determinar la presencia de EGB y se administrará PAI.

D. Cuando se haya realizado más de una determinación de EGB, se tomará como referencia el resultado del último cultivo.

Muestra de exudado vaginal
Figura: Bastoncillo para obtener muestra de exudado vaginal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.